La Virgen del Socorro completará su paso procesional, que recuperará la histórica peana barroca de carrete

La Virgen del Socorro completará su paso procesional, que recuperará la histórica peana barroca de carrete

Una de las piezas patrimoniales que atesora la parroquia de Santiago el Mayor es la peana barroca de carrete de la Virgen del Socorro. Sobre ella procesionaba dicha imagen tradicionalmente, aunque hace décadas que dejó de hacerlo.

La asociación religiosa que le rinde culto quiere ahora recuperarla, en el marco de un proyecto más ambicioso que permitirá completar su paso procesional. Dicha entidad religiosa ha dado a conocer el boceto de dicha intervención, prevista a medio plazo dada su envergadura.

Uno de los elementos que se incorporan al paso es la citada peana, atribuida a los maestros tallistas Manuel Cayetano de la Cruz y José Mayorga. Se incorporarán los arcángeles que tradicionalmente acompañan a la Virgen, obra de Juan Bautista Patrone; y dos ángeles para sujetar el manto, perteneciente a la colección escultórica de la parroquia.

En cuanto a la iluminación del paso, los primitivos candelabros de guardabrisa, que aún se conservan, se encuentran en un estado de conservación que hace imposible su recuperación. Por ese motivo, la asociación adquirió hace unos meses a la hermandad de los Muchachos de Consolación los antiguos candelabros del paso del Cristo del Perdón, obra del tallista Manuel Guzmán Bejarano, estando proyectado su dorado en los próximos años.

Por otro lado, se proyecta la creación de un baquetón dorado con cartelas inspiradas en la peana, en las que aparecen la cruz de Santiago en el frontal y tres antífonas mayores completando las que portan los arcángeles. Las esquinas incorporarán también detalles de la peana procesional, así como el basamento de los antiguos candelabros.

Mientras, los respiraderos han sido diseñados para ser bordados en oro sobre terciopelo azul –de manera provisional serán pintados en oro sobre damasco-, con alusiones a elementos ya presentes en el manto procesional de la Virgen, que fue costeado por Enrique de la Cuadra. En cuanto a los faldones, están proyectados en terciopelo mostaza bordado en oro, portando ocho medallones que toman su inspiración en la arquitectura del pórtico del Perdón de la parroquia.

Finalmente, el frontal lo presidirá la reliquia del apóstol Santiago. Mientras, el llamador se ejecutará en bronce y mostrará el corazón alado de María.

Como paso previo a todo ello, este año ha estrenado una nueva parihuela metálica. Se trata de una donación de la hermandad de la Trinidad, que permite recuperar la estética histórica de la Virgen en la calle.

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *