Tres años sin el futbolista de la eterna sonrisa

Tres años sin el futbolista de la eterna sonrisa

Como cada 1 de junio, el Sevilla FC ha querido recordar a uno de sus jugadores más emblemáticos, José Antonio Reyes, en el tercer aniversario de su fallecimiento. El futbolista perdía la vida en un trágico accidente de tráfico cuando regresaba de Almendralejo a Utrera, dejando al mundo del deporte y a  su pueblo completamente roto de dolor

A primera hora de la mañana el presidente del Sevilla FC, José Castro, acompañado del padre del futbolista realizaba una ofrenda floral en memoria del utrerano frente a su tumba, cuando se cumplen tres años de su muerte.

Una carrera plagada de éxitos

José Antonio Reyes fue el jugador más precoz en debutar con el Sevilla, cuando sólo tenía 16 años. Su traspaso en la temporada 2003-2004 al Arsenal en el mercado invernal, supuso una inyección económica vital para el club, que atravesaba una delicada situación. El traspaso del futbolista utrerano supuso en cierta manera la salvación para el club de Nervión, de donde el futbolista utrerano se marchó con lágrimas en sus ojos.

En el equipo inglés se convirtió en el primer español en ganar una Premier League, conquistó además una Comunnity Shield en 2004 y una F.A. Cup en 2005. Una meteórica proyección  que le sirvió para ser incluido en la lista de 23 para el Mundial de Alemania de 2006, aunque no pudo destapar el tarro de sus esencias futbolísticas ya que España fue eliminada en octavos por Francia.

Ese mismo año regresó a España tras ser fichado por el Real Madrid, en un año que terminó de manera soñada para el futbolista utrerano ya que con sus dos goles ante el Mallorca le dio la liga al equipo entrenado por Fabio Capello. También militó  en el Atlético de Madrid, durante dos etapas (2007-08 y 2009-2011), equipo con el que Reyes levantó dos títulos de Europa League (en uno de ellos solo disputó media temporada) y una Supercopa de Europa. En esta última, además, marcó en la final ante el Inter de Milán. En la temporada 2008-09, con la camiseta del Benfica, el jugador utrerano se alzó la Copa de la Liga de Portugal.

Cuando parecía que ya había dado sus mejores años en 2012, el utrerano regresó al Sevilla FC, para hacerlo todavía más grande, al ganar tres torneos de la Liga Europa de forma consecutiva (2014, 2015 y 2016). Reyes fue el encargado de levantar el que sería su último título como profesional, la Europa League conquistada en Basilea en 2016.  Se marchó convertido en una leyenda para todos los sevillistas primero al Espanyol, después al Córdoba –al que salvó de un descenso-, pasó fugazmente por la liga China, como jugador del Xianjiang y finalmente desembarcaba en el Extremadura.

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.