Utrera, una ciudad que se mueve al ritmo del deporte

Utrera, una ciudad que se mueve al ritmo del deporte

En los últimos años, la localidad ha dado un más que palpable salto en materia de infraestructuras deportivas

El deporte se ha situado en las últimas décadas de una manera muy clara en el centro de la sociedad. En una ciudad como es el caso de Utrera, cada día practican deportes miles de personas, para las que esta actividad se ha convertido en algo crucial. Sólo hay que darse un paseo por las diferentes instalaciones deportivas municipales para ver cada tarde a cientos de utreranos de diferentes edades que practican fútbol, baloncesto, balonmano, voleibol, tenis, o atletismo. Una cifra que aumenta todavía más si tenemos en cuenta a todos esos aficionados que cada día salen a correr, a andar o a montar en bicicleta. La sociedad ha entendido que hay que apostar por la vida sana y los hábitos de vida saludables, por lo que el deporte se ha convertido en una actividad fundamental, una tendencia ante las que las administraciones públicos deben estar a la altura y habilitar las infraestructuras necesarias para facilitar el acceso al deporte a todos los ciudadanos.

Desde comienzos del siglo XXI, Utrera ha dado un salto de gigante en materia de infraestructuras deportivas públicas, por lo que se han solventado muchas de las carencias que existían en la ciudad. Muchos utreranos que practicaban deporte en los años 80 ó 90 del siglo pasado recuerdan esos campos de fútbol de albero donde resultaba tan incómodo jugar o aquellos momentos en los que incluso tenían que marcharse a ciudades cercanas como Dos Hermanas o Alcalá de Guadaíra para poder disfrutar de su modalidad deportiva favorita, ya que en Utrera las instalaciones que existían no se correspondía con la demanda.

El salto que han dado las instalaciones deportivas utreranas ha sido realmente importante. Como explica el alcalde, José María Villalobos, «cuando llegamos a la alcaldía en 2015 teníamos claro que una de las demandas más destacadas que nos exigía la ciudadanía era mejorar las infraestructuras deportivas, y creo que sólo hay que darse una vuelta por Vistalegre, el campo de fútbol de El Tinte o el de San Joaquín para comprobar que hemos cumplido y seguimos cumpliendo con nuestras promesas, porque el deporte y su difusión es primordial para nosotros».

De esta forma, con la perspectiva que da el tiempo, es posible comprobar la mejora más que palpable que ha experimentado en los últimos años, por ejemplo, el estadio de Vistalegre, donde se llevó a cabo un arreglo integral de las antiguas pistas de atletismo –que, además, carecían de homologación- y se sustituyó el antiguo césped natural -que tantos problemas daba y que tan complicado era de mantener- por un césped artificial de nueva generación. Cambios importantes que llegaron también a las infraestructuras repartidas por las barriadas, entre las que hay que destacar el campo de fútbol de El Tinte, que pasó de ser un campo clásico de albero a contar con césped artificial; o al campo de fútbol sala de la barriada San Joaquín, que también recibió la llegada del ansiado césped artificial. En las pedanías de Trajano y Guadalema de los Quintero también se han llevado a cabo obras en campos de fútbol para instalar césped artificial. Muchas de estas instalaciones, como es el caso del campo de fútbol de El Tinte, además de mejorar desde el punto de vista deportivo, cumplen también una importantísima función social, ya que funcionan como elemento aglutinador del barrio.

Dentro de lo que son modalidades deportivas más alternativas también destaca el impulso que se ha dado a las instalaciones de deportes playa en el entorno del pabellón de Vistalegre, donde se han celebrado competiciones de carácter autonómico que han congregado a cientos de aficionados y han permitido que clubes utreranos destaquen a nivel nacional en disciplinas como el balonmano playa. Sin olvidar tampoco la pista de patinaje ‘Ignacio Echeverría’, ubicada en La Coduva, y que congrega a jóvenes aficionados de deportes como el patinaje, BMX, parkour o calistenia.

Pero, sin lugar a dudas, el proyecto de referencia más importante que se está llevando a cabo en los últimos años en materia deportiva en Utrera es la remodelación integral del estadio municipal San Juan Bosco, el recinto deportivo más longevo de la ciudad y que pedía desde hacía décadas una importante intervención, el lugar en el que tradicionalmente el Club Deportivo Utrera y sus categorías inferiores disputan sus partidos. Se trata de una obra que está en su última fase de actuación, y en la que el Ayuntamiento de Utrera ha invertido 1,7 millones de euros. «Con esta remodelación integral vamos a poder presumir de contar con uno de los mejores estadios de toda la provincia, donde tanto los deportistas como los aficionados se van a sentir mucho más cómodos», explica el alcalde, quien puntualiza que «para nosotros el deporte es una de nuestras prioridades, porque invertir en deporte es hacerlo en salud y en bienestar de todos nuestros ciudadanos, por lo que vamos a seguir tratando de mejorar todas las infraestructuras deportivas de la ciudad, tanto las que son usadas por los deportistas federados como las que disfrutan los deportistas aficionados».

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *