«La patrona de Utrera nos evoca el consuelo y la esperanza que tanto necesitamos» [GALERÍA]

«La patrona de Utrera nos evoca el consuelo y la esperanza que tanto necesitamos» [GALERÍA]

La Virgen de Consolación recibe al nuevo arzobispo de Sevilla visita en su primera visita a Utrera

Hace pocos meses tomaba posesión de su cargo como nuevo arzobispo de Sevilla y este 8 de septiembre ha protagonizado su primera visita a Utrera. Como no podía ser de otra manera, el estreno de José Ángel Saiz en la localidad ha sido a las plantas de la Virgen de Consolación.

Coincidiendo con la fiesta de la patrona de la ciudad, el prelado presidió la Función Solemne Concelebrada ante un santuario que cubrió todo su aforo en el día más importante del año en Utrera. Tras rezar ante la imagen de ‘la del barquito en la mano’, el arzobispo elogió la «preciosa» advocación de la Virgen, «que nos evoca el consuelo y la esperanza que tanto necesitamos a lo largo de la vida».

En su homilía, Saiz dijo que «venimos cada año a este magnífico santuario de peregrinación diocesana, aquí rezamos trayendo los deseos de nuestro corazón, aquí traemos las preocupaciones y esperanzas más íntimas». En palabras del prelado, «vivimos nuestra peregrinación particular en el contexto de una pandemia que nos aflige», de la que deseó que «salgamos siendo mejores de cómo hemos entrado. Ojalá los contratiempos, los sufrimientos,… nos ayuden a madurar, a mejorar, a avanzar en nuestro camino de conversión, en la peregrinación de nuestra vida».

Asimismo, José Ángel Saiz reconoció la «especial conexión» que supone para él la presencia del barquito en la mano derecha de la Virgen de Consolación. Y es que su lema episcopal es «Rema mar adentro». Por ello animó a «seguir remando mar adentro por el mar de la vida, siempre agarrados de la mano de María, Madre de Consolación, y viniendo aquí a dar gracias por los éxitos y por los triunfos, pero también cuando estamos pasándolo mal, pidiendo el consuelo de la Madre, que nunca nos faltará».

La eucaristía, que culminó con Enrique Montoya ‘Candela’ interpretando la ‘Plegaria a la Virgen de Consolación’ que escribiera y popularizara su padre, también acogió la bendición de la nueva peana sobre la que se sostiene a la patrona. En su camarín, tuvo lugar un pequeño acto como colofón a los trabajos de recuperación y restauración realizados para devolver al retablo una estampa que solo se recordaba en blanco y negro.

 

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.