El ‘manto del pueblo’, una «gran acción de gracias» a la patrona de Utrera

El ‘manto del pueblo’, una «gran acción de gracias» a la patrona de Utrera

Presentado el diseño del nuevo manto que, por suscripción popular, quiere hacer partícipe a todos los devotos de la Virgen de Consolación

El ‘manto del pueblo’ ya ha presentado su diseño. El proyecto popular con el que ofrendar un nuevo manto a la Virgen de Consolación toma forma habiendo dado a conocer cuáles son los motivos que se plasmarán sobre esta pieza que nace como acción de gracias a la patrona de Utrera.

El atrio del santuario ha sido el escenario en el que en la tarde de este viernes se ha mostrado el diseño, obra del malagueño Curro Claros, que será ejecutado por el taller de la bordadora utrerana Inmaculada García-Rayo. El historiador Jesús López Alfonso, más conocido como Jesús Romanov, se ha encargado de hacer un repaso por los distintos elementos que integran el manto que lucirá «una de las primeras devociones históricas del antiguo Reino de Sevilla, que traspasó las fronteras hasta límites insospechados».

Diseño del traje del Niño Jesús

En su intervención, explicó que se basa en la estética que rodea a la Virgen. Así, la cenefa se inspira en el azulejo de la patrona, situado sobre la propia puerta del templo. Esta «recuperación histórica» culmina en la parte baja del manto con el escudo de Utrera, como símbolo del «pueblo que se acoge bajo el manto de la Virgen, y al ser un regalo de los devotos». La parte central está ocupada por «un damero en el que se recrea el artesonado» del santuario, así como por diversos soles «que se encuentran en los azulejos» del templo. La nueva pieza será ejecutada con hilo de oro y sedas de colores, sobre terciopelo de color guinda. El terno del Niño Jesús seguirá el mismo diseño y color.

Romanov recordó que, en 1964, con motivo de la coronación canónica de la Virgen de Consolación, el pueblo de Utrera colaboró de forma activa en la ejecución de las preseas. Aquello fue posible «gracias al amor de su pueblo, y ahora se renueva ese amor con la ejecución de este manto».

Varios devotos se han encargado de promover este proyecto, en cuyo nombre habló la periodista Ana González. Ella hizo hincapié en que la ejecución de esta pieza pretende ser «una gran acción de gracias» a ‘la del barquito en la mano’, materializado en un manto que «va a marcar un hito en la historia de la devoción a la Virgen».

Señaló que la Virgen de Consolación llegó a Utrera en 1507, coincidiendo con una epidemia de peste, y que precisamente ahora otra pandemia está marcando la vida de los ciudadanos. Por tanto, «es el momento de que los utreranos se vuelquen, y también el resto de fieles de nuestra patrona».

Según explicó, la ejecución del manto será posible con la aportación de los devotos. En el santuario de Consolación, así como en diversos establecimientos de la ciudad, va a poder encontrarse una tarjeta en la que se ha plasmado el diseño de esta pieza, con un sobre en el que depositar el donativo que cada persona o familia desee. Quienes quieran pueden escribir su nombre para que, una vez materializado el manto, forme parte de una lista que se plasmará sobre un pergamino, en el interior de la pieza, como recuerdo de todos aquellos que colaboraron.

En este acto intervino también el rector del santuario, Joaquín Reina, quien deseó que este manto «sea una expresión del cariño de Utrera y del conjunto de los devotos a la Virgen». Explicó que se trata de un proyecto ajeno al rectorado y a la hermandad de la patrona, pero «no podemos negarnos a la generosidad de los devotos. Lo acogemos con ilusión y esperemos que pronto sea una realidad».

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *