Más de dos millones de euros para acabar con los derrumbes en el desvío del arroyo Calzas Anchas

Más de dos millones de euros para acabar con los derrumbes en el desvío del arroyo Calzas Anchas

Poco más de un mes queda para ver finalizado el proyecto de consolidación del desvío del arroyo Calzas Anchas. En mayo del año pasado comenzaban unos trabajos que van a permitir solucionar el problema que presentaba esta importante infraestructuras, que había contemplado cómo se estaba viniendo abajo pocos años después de su puesta en servicio.

Inicialmente eran 60 las piezas de hormigón que se desprendieron del canal, lo que planteó un proyecto de 1,8 millones de euros. Sin embargo, después hubo que ampliarlo hasta los 2,2 millones de euros, al desplomarse otras 300 más. De esta forma, está siendo necesario intervenir en la mayor parte del desvío para arreglar los desperfectos y reforzar toda la zona.

Ante este escenario, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), dependiente del ministerio para la Transición Ecológica, está desarrollando una actuación que contempla la instalación de unas piezas de hormigón en forma de U, cada una de ellas con un peso de 21 toneladas. Se ha procedido a la demolición de ambos muros en la zona en la que se han producido los derrumbes para colocar las citadas piezas.

Además de esa actuación sobre la sección caída, el proyecto de la CHG contempla también la intervención en varios tramos del canal en los que se ha comprobado que existe un estado de oxidación de las armaduras, donde se está trabajando para mitigar los efectos de la corrosión. De igual modo, cada 2,50 metros se están arriostrando los muros en su parte superior con vigas prefabricadas que permitan soportar posibles empujes de tierra.

Para contemplar el desarrollo de la obra, el subdelegado del gobierno de España en Sevilla, Carlos Toscano, se ha desplazado hasta Utrera, donde ha mostrado su agradecimiento por el «esfuerzo» de la Confederación y por la «sensibilidad» a la demanda que le planteaba el Ayuntamiento. Además, destacó la «cooperación entre distintas administraciones, que permite resolver problemas con buenos resultados».

Por su parte, el presidente de la CHG, Joaquín Páez, dijo que esta obra «era necesaria porque el canal no se encontraba en buen estado, y la Confederación siempre está abierta a intentar solucionar las cuestiones que le plantean los municipios». De igual modo, puso en valor el «buen entendimiento entre diferentes administraciones, que hace posible que los ciudadanos se beneficien».

Finalmente, el alcalde de Utrera, José María Villalobos, ha reconocido que el canal presentaba un «problema grave», por lo que ha agradecido que «cuando lo expusimos, se pusieron manos a la obra, porque se trata de una infraestructura muy importante para Utrera al servir para evitar que la ciudad se inunde».

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *