Consolación se prepara para el 8 de septiembre más incierto de las últimas décadas

Consolación se prepara para el 8 de septiembre más incierto de las últimas décadas

A estas alturas, todos los utreranos son perfectamente conscientes de que el año 2020 no se parece a ningún otro año que hayamos vivido en las últimas décadas. Todas las celebraciones y absolutamente todas las fiestas propias de la ciudad se han visto afectadas por la incidencia de la pandemia provocada por el coronavirus. Un problema, que como no podía ser de otra manera, también va a afectar a las habituales celebraciones religiosas que se viven en el santuario de Consolación de Utrera en torno al 8 de septiembre, festividad de la Virgen de Consolación.

La hermandad de la Virgen de Consolación está trabajando sin descanso en varios escenarios que se pueden producir en los próximos días, ya que cualquier acto o celebración está sujeto en la actualidad a la evolución del coronavirus en la provincia sevillana y a la posible llegada de nuevas normas, decretos, restricciones y modificaciones. Por ello, el santuario de Consolación se está preparando para su 8 de septiembre más extraño y distinto a lo que se haya podido vivir históricamente.

Los planes iniciales de la hermandad, que están sujetos a todo tipo de posibles modificaciones en función de cómo discurran los acontecimientos, indican que del 30 de agosto al 6 de septiembre, va a tener lugar la solemne novena, en concreto a las 20.00 horas. Por otra parte la novena de la mañana tendrá lugar del 30 de agosto al 7 de septiembre, a las 7.00 horas. Es importante que todos los devotos y fieles que tengan intención de acudir a esta celebración religiosa tengan en cuenta que el aforo del santuario se ha reducido a 95 personas por cuestiones de seguridad. El templo además cuenta con un recorrido marcado y señalizado, tanto de entrada como de salida, con el objetivo de que todos los asistentes respeten la distancia física.

8 de septiembre

La mágica fecha del 8 de septiembre, tradicionalmente uno de los días más grandes que se viven en Utrera a lo largo de todo el año, también va a experimentar importantes modificaciones, principalmente reflejadas en el hecho de que las peregrinaciones masivas al santuario están expresamente prohibidas por un decreto emitido por el Ayuntamiento de Utrera. Así, las imágenes de grandes grupos de personas acudiendo a Consolación caminando desde poblaciones cercanas, no se van a poder producir este año, aunque son muchos los devotos que aunque sea de manera individual o en pequeños grupos familiares, no van a faltar a su cita con la patrona de Utrera.

Así, el tradicional Rosario de la Aurora que partía desde la parroquia de Santa María de la Mesa en dirección al santuario de Consolación en la mañana del 8 de septiembre, va a experimentar importantes cambios, porque se va a celebrar directamente en el santuario a las 7.30 horas. Como es habitual, a las 00.00 del 8 de septiembre tendrá lugar el encendido de la lámpara, el canto de la salve y el repique de campanas. A partir de las 1.00 horas se celebrarán las tradicionales misas para los peregrinos de Los Palacios, Mairena del Alcor, El Viso del Alcor, Puerto Serrano, Paradas, Morón de la Frontera, Dos Hermanas y Montellano. Por otra parte, a las 7.00 horas tendrá lugar la misa dedicada a los peregrinos de Los Molares.

«Nos enfrentamos a una situación de mucha incertidumbre, en la que en todo momento hemos puesto los medios para que no se concentre más gente de la debida en el santuario. Toda la planificación está sujeta a cambios según vaya evolucionando la situación a todos los niveles», ha explicado Rafael Rojas, hermano mayor de la hermandad de la Virgen de Consolación, quien ha señalado también que en la noche del 7 al 8 de septiembre, la idea es que «en el caso de que acuda mucho público, se celebrarán más misas de lo habitual para evitar la concentración de personas».

Un programa religioso que finalizaría el 8 de septiembre a las 12.00 horas, con la celebración de la función solemne, presidida este año de manera especial por el cardenal emérito de Sevilla, Carlos Amigo Vallejo.

 

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Un comentario en “Consolación se prepara para el 8 de septiembre más incierto de las últimas décadas

  1. Manuel Ruiz dice:

    Va a ser duro para todos, pero la mejor opción para la salud de la comunidad y especialmente de nuestros mayores es que no se realicen cultos públicos. Ojalá el año que viene.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *