El Abate Marchena «regresa» a Utrera con un monumento de una tonelada de acero en la Casa Surga

El Abate Marchena «regresa» a Utrera con un monumento de una tonelada de acero en la Casa Surga

Comparte esta noticia:

Una tonelada de acero da vida al monumento que la ciudad de Utrera le ha dedicado al Abate Marchena. El colofón al año cultural consagrado a este personaje llega con la presentación de la escultura, que estos días puede contemplarse en el interior de la Casa Surga, antes de que sea ubicada en su emplazamiento definitivo.

La escultura mide 2,61 metros

El vestíbulo de entrada al histórico edificio ha sido el lugar elegido para mostrar el trabajo de Jordi Díez, quien se ha encargado de dar vida a una figura de 2,61 metros de altura y otros tantos de anchura. Tras siete meses de trabajo, ha culminado un monumento construido al completo con acero, un material «que destaca por su ausencia de color, por devolver el color que le rodea. Esa ausencia de color le da cierto carácter inmaterial, que es uno de los hilos conductores de mi trabajo: entrar en lo inmaterial, en el mundo de los arquetipos. Y en este caso, alguien que es capaz de darlo todo por una causa mayor».


Según explicó el autor de la escultura, «no he representado al Abate Marchena como tal, sino lo que sucede dentro de él». Así, con la posición de su mano izquierda «aleja el pasado», mientras la derecha, con la que sostiene una pluma para escribir, «abre un nuevo camino». Además, habló de «las tres lecturas» que ofrece la imagen, al haber trabajado sobre la estructura, en la corteza del cuerpo y con los ropajes. Díez deseó que los utreranos, «cada vez que pasen por delante del monumento, sientan que son el Abate Marchena. De esta forma se perpetuará su legado para siempre».

Hasta el 9 de febrero puede contemplarse la figura en la entrada de la Casa Surga. Una vez concluya el proceso administrativo necesario, será cuando pase a ocupar la calle, concretamente en la acera, a ras de suelo, sin peana, delante de este mismo edificio.

De forma paralela, quienes acudan tienen la oportunidad de conocer el desarrollo de los trabajos de montaje de las estructuras que van a permitir dar uso a toda la zona de ese histórico inmueble. Más allá de la primera crujía, el resto de espacios apenas cuentan con algunos trozos de muros, por lo que están levantándose las citadas estructuras que crearán diversos espacios multidisciplinares.

El arquitecto explicó los detalles del proyecto de la Casa Surga

El estudio de arquitectura Nd_arquitectos se ha encargado de elaborar este proyecto. Según dijo el arquitecto Juan Carlos Gómez, «este proyecto intenta poner en valor el edificio dándole un sentido cultural, y que se convierta en un contenedor de muchas actividades». Así, una de las piezas previstas se colocará en el interior del patio principal, cuya cubierta permitirá contemplar el cielo y que acceda la luz, aunque sin que el sol incida directamente. Este patio conectará con la primera crujía a través de un ascensor panorámico colocado en uno de sus extremos.

El acceso a la Casa Surga no se hará por su puerta principal, sino a través de la calle Ramón y Cajal. Allí se instalará un módulo de recepción que distribuirá al visitante, mediante galerías, hacia los espacios del inmueble. Mientras, en el patio trasero se ubicará un pequeño auditorio para 199 espectadores, que incluirá sus correspondientes camerinos.

El alcalde y el escultor junto al monumento

El alcalde, José María Villalobos (PSOE), mostró la «enorme satisfacción» que le provoca presentar ambos proyectos. En palabras del primer edil utrerano, «estamos intentando recuperar nuestro patrimonio, ponerlo en valor de manera inteligente, y darle un plus de cultura que nos va a situar en la vanguardia de Andalucía y de España entera».

Tras agradecer a Jordi Díez y a Juan Carlos Gómez por el trabajo realizado, comentó que la fecha de apertura de la Casa Surga está prevista ahora «a finales de marzo o principios de abril», y se refirió a este edificio como «un nuevo corazón de Utrera. El corazón sentimental está en Consolación, el bullicio del día a día está en la plaza del Altozano, y entre ambos lugares está La Vereda, con su gran trasiego, poco a poco tiene cada vez más importancia, y se asentará con el proyecto cultural que estamos poniendo sobre la mesa».

Quienes deseen visitar la Casa Surga para contemplar el monumento del Abate Marchena y el proyecto de puesta en servicio de dicho inmueble, pueden hacerlo todos los días de 11.00 a 13.00 y de 17.00 a 19.00 horas.

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *