- Utrera Digital - https://www.utreradigital.com/web -

Un plan de inversiones para el final del paseo de Consolación, el entoldado de calles y la reforma del estadio San Juan Bosco

El pleno municipal aprueba este viernes el conjunto de proyectos que formarán parte de un plan de inversiones previsto en Utrera para los próximos meses. Se financiarán gracias a los Fondos Extraordinarios de Anticipos Reintegrables, de la Diputación de Sevilla.

Según el alcalde, José María Villalobos (PSOE), se trata de algo más de cuatro millones de euros con los que se podrán desarrollar un amplio ramillete de actuaciones. Del total, la principal partida irá destinada a instalaciones deportivas, con 1,2 millones de euros, especialmente al estadio municipal San Juan Bosco. Se acometerá la reforma de dicho recinto, estando actualmente abierto el proceso de licitación para redactar el proyecto, y la intención es iniciar los trabajos una vez termine la temporada para el Club Deportivo Utrera.

Otro montante económico destacado irá a parar a los centros educativos públicos de la ciudad. Con un total de 800.000 euros, se contempla la primera fase del proyecto de eficiencia energética, con la renovación de toda la iluminación y el cambio de las ventanas de los colegios.

A estas actuaciones se suma otra prevista en el paseo de Consolación. Tras la reurbanización del tramo principal de esa zona de esparcimiento, ahora se contempla la culminación de la obra, actuando en el tramo más cercano al santuario de Consolación, desde el cruce con la calle Mar de Alborán. Según ha indicado el regidor utrerano, «queremos rematar la reforma del paseo, y también actuar en la delantera del santuario, para mejorar el acceso de quienes acuden desde el aparcamiento y desde el parque del V Centenario».

El proyecto de ciudad inteligente suma otros 200.000 euros, destinados a la puesta en marcha de cámaras de control de tráfico y vigilancia. Por otro lado, también se contempla la instalación de toldos, para paliar el calor del verano, en zonas comerciales como la calle Virgen de Consolación, «y vamos a intentar que se implante también en la calle Clemente de la Cuadra».

El patrimonio local cuenta igualmente con sus propias partidas dentro del plan de inversiones. Así, se contemplan 200.000 euros para la restauración de la fachada de la Casa Surga, además de prever actuaciones en el castillo y en el inmueble adquirido recientemente en el Niño Perdido.

A todo ello se suman 100.000 euros para el asfaltado de la carretera que da acceso a la pedanía de Guadalema de los Quintero, así como otras obras en el cementerio municipal.

La previsión del Ayuntamiento es que la mayor parte de los proyectos se pongan en marcha en el segundo semestre de 2019, y a lo largo de 2020. Así, en palabras de Villalobos, «seguimos mirando hacia el futuro, ya que la ciudad no puede pararse en función del calendario electoral».