La Casa de los Poetas reivindica la figura del ilustrado y revolucionario Abate Marchena

La Casa de los Poetas reivindica la figura del ilustrado y revolucionario Abate Marchena

José Manuel Brazo Mena

Dentro de la programación de otoño, la Casa de los Poetas y las Letras, en el espacio Santa Clara de Sevilla, ha acogido un interesante coloquio sobre «El Abate Marchena o las luces de la heterodoxia», en el que historiadores, docentes y expertos en la figura y en la obra de este polifacético utrerano han repasado su trayectoria política, social e intelectual coincidiendo con el 250º aniversario de su nacimiento.

En el encuentro, se dieron cita el profesor universitario de Literatura, Alberto González Troyano; el catedrático de Historia Contemporánea de la Hispalense, Manuel Moreno Alonso; el catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad Complutense de Madrid, Juan Francisco Fuentes; y el periodista, profesor y crítico literario Alberto Guallart. Como moderador participó el comisario del año cultural del Abate Marchena en Utrera, Cristóbal Ortega.

Publicidad

Durante el coloquio, Juan Francisco Fuentes destacó que «Marchena, aunque sólo sea por su condición de ilustrado y revolucionario, no es un enemigo de España, es un patriota en el sentido ilustrado y liberal del término», además de afirmar de que el Abate no llegó a ser ni  jacobino ni contrarrevolucionario. Concluyó pidiendo que el aniversario que se está celebrando este año sirva para descubrir nuevos textos del utrerano, además de sugerir que se haga una nueva edición de su obra.

Por su parte, González Troyano se refirió a Marchena como «el personaje que vivió de forma radical sus convicciones, de patriota, liberal, afrancesado», además de resaltar sus dotes de «gran seductor». Sin embargo, Troyano dijo no ver tan clara la herencia de don Marcelino Menéndez y Pelayo al estigmatizar a Marchena, «porque esa negatividad del personaje se proyecta sobre todo en sus ideas y en su comportamiento y esto hace invalidar el pensamiento del ilustrado», argumentó. «Las descripciones de don Marcelino sobre el Abate, se parecen a las que se hacen hoy en las redes sociales», aseveró.

El profesor Moreno Alonso, tildó a Marchena de «iconoclasta» y de ser «un fuera de serie del radicalismo y un personaje lleno de contradicciones», además de afirmar que nadie se tomó en serio al utrerano. El catedrático de Historia Contemporánea de la Hispalense mostró su extrañeza por la efeméride del Abate, indicando que «en vez de elegir el momento de su nacimiento, debía de haberse celebrado la fecha de su muerte, ya que además de ser un número más redondo,  implicaría el análisis de la obra de Marchena, poniéndola en relación con la de sus contemporáneos».

Por su lado, Alberto Guallart destacó del Abate que era «un personaje exagerado para todo y desmedido, ya que tenía un ansia juvenil por cambiarlo todo». Si Menéndez Pelayo califica por un lado al Abate como «indisciplinado, talento malogrado, materialista incrédulo, desalmado jacobino, falsario por vocación y buscarruidos intelectual», paralelamente dice que es «un genio potentísimo, consumado latinista y administrador laborioso e íntegro». Guallart concluye diciendo que Menéndez Pelayo admira al Abate, «porque proviene de la raza de los grandes emprendedores».

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *