Fallece a los 89 años el cantaor utrerano Juan Montoya

Fallece a los 89 años el cantaor utrerano Juan Montoya

El mundo flamenco está de luto en Utrera. Este domingo ha fallecido el cantaor Juan Montoya Fernández, tras una larga enfermedad. Miembro de una familia fundamental para este arte en la ciudad, su voz se ha apagado a los 89 años de edad.

El responso por su alma tendrá lugar este lunes a las 13.00 horas en la capilla del tanatorio Servisa de Utrera, en cuya sala número 2 se encuentra instalada la capilla ardiente.

La afición al flamenco la tiene desde prácticamente su nacimiento, en aquella Utrera dura de la posguerra en la que, junto a su inolvidable hermano Enrique, ingresó en el colegio de los Salesianos tras fallecer su padre. Era su abuelo Enrique el que en cierta forma introdujo en la familia la atracción por el duende flamenco, escribiendo numerosas letras que décadas más tarde serían recuperadas por Tate Montoya. Aunque otra figura fundamental fue su madre Marta, que trabajaba como taquillera en el teatro, tocaba el piano y, como Juan recordaba hace algunos años, «tenía mucho oído para la música».

Su hermano Enrique cogió una guitarra y se escapó de su casa, marchando a Madrid en busca del esplendoroso futuro musical que el destino le tenía reservado, pero Juan era feliz en Utrera y se conformaba con su trabajo en la fábrica de La Fontanilla. «Yo era feliz a mi forma en Utrera, me juntaba con gitanos maravillosos y nos íbamos a cantar a una taberna que estaba en la Vía Marciala», decía.

A Juan no terminaba de convencerle la vida del artista, pero la precariedad de los tiempos y la necesidad de alimentar a su familia, le empujó a marcharse también a Madrid para pisar los escenarios, ya que, como él mismo explicaba, «en un rato ganaba más dinero que trabajando durante un mes entero en la fábrica». Se iniciaba así una carrera que lo llevaría a compartir espectáculos con artistas de la talla de Marifé de Triana, Estrellita Castro o su propio hermano Enrique Montoya, realizando giras por todos los rincones de España.

Por otro lado, entre sus logros también se encuentra el hecho de haber sido el impulsor y fundador de la hermandad del Rocío de Utrera.

En la última etapa de su vida ha volcado todos sus esfuerzos en la Cátedra de Flamencología de Utrera, un organismo creado con el objetivo de divulgar y salvaguardar el flamenco en la localidad.

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *