Incremento del número de aparcamientos y de los controles en las casetas durante la Feria de Consolación

Incremento del número de aparcamientos y de los controles en las casetas durante la Feria de Consolación

La celebración de la Feria y Fiestas de Consolación obliga cada año a poner en marcha un dispositivo que vele por la seguridad de los miles de utreranos y visitantes que disfrutarán de este evento. Es el llamado «Plan Farolillo», que va a contar con el trabajo de más de 270 efectivos y 34 vehículos, y cuyas líneas generales de actuación se han definido en una junta local de seguridad celebrada en el ayuntamiento.

Según ha señalado el Consistorio, para este año se han incrementado las medidas que garanticen el cumplimiento de las normas higiénico-sanitarias de las casetas, sobre todo en lo referente a los alimentos, incrementándose las inspecciones y los controles con carácter previo. Estas acciones se harán en coordinación con el distrito sanitario de la provincia y con la colaboración del Seprona de la Guardia Civil.

Por otro lado, una vez abiertas las dos principales vías de comunicación que conectan la barriada Naranjal de Castillo con la calle Camino de la Espiritista, «se ha hecho un esfuerzo por dotar de más zonas de aparcamientos a aquellos que decidan desplazarse en su propio vehículo a las inmediaciones del recinto ferial». Así, habrá unas 1.000 plazas más de aparcamiento provisional autorizado en solares, que se añaden a las ya existentes hasta llegar a las 5.000 plazas.

Un año más, el dispositivo especial de la Policía Local va a patrullar las barriadas más cercanas al recinto ferial como La Mulata, Naranjal de Castillo o Consolación. Estos agentes estarán acompañados por el Escuadrón de Caballería de la Guardia Civil y refuerzos provenientes de la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia de Sevilla.

La feria contará con la presencia de un retén fijo de Bomberos, siendo reforzado durante los fuegos artificiales con la plantilla de Bomberos al completo. Además, entre 40 y 50 voluntarios de Protección Civil desempeñarán su labor altruista en el recinto ferial y demás eventos.

Otro de los pilares en los que se centra el «Plan Farolillo» tiene que ver con el camino de los peregrinos de Consolación. De nuevo se cerrará al tráfico la carretera Utrera-Los Palacios (A-362), al tiempo que se contempla el acompañamiento de peregrinos que llegarán al santuario de la patrona utrerana procedentes de diferentes localidades como Los Palacios y Villafranca, El Coronil, Mairena del Alcor, El Viso del Alcor, Dos Hermanas, Arahal, Los Molares, El Palmar de Troya, Pinzón, Guadalema de los Quintero y Trajano. Este dispositivo para los peregrinos se hace en colaboración con el Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil, la Dirección General de Tráfico, el servicio de carreteras de la Junta de Andalucía, la Policía Local y voluntarios de la agrupación local de Protección Civil.

Por último, el Ayuntamiento contrata cada año un equipo sanitario presente todos los días de feria para dar respuesta a cualquier eventualidad médica o traslado a centros hospitalarios. Estará dotado con una ambulancia y un equipo humano compuesto por técnico en transporte sanitario, enfermero y médico.

El concejal de Seguridad Ciudadana, Francisco Campanario (PSOE), ha hecho un llamamiento para que «todos disfrutemos de una Feria de Utrera en paz y armonía». Además, ha recordado que esta feria «será la que estrene la remodelación del paseo de Consolación, una obra que hemos ejecutado dentro de los plazos previstos para no entorpecer el normal desarrollo de nuestras fiestas».

Ante cualquier problema o emergencia, están disponibles varios teléfonos: 628 278 248 (del centro cooperativo de la feria, Cecop), 95 586 76 90 (de Protección Civil) y 112 (de Emergencias).

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *