La estación experimental de la multinacional BASF en Utrera, referente europeo en investigación para la protección de cultivos

La estación experimental de la multinacional BASF en Utrera, referente europeo en investigación para la protección de cultivos

Aunque resulta desconocido para la mayor parte de los utreranos, la multinacional BASF tiene en Utrera una importante estación experimental. De hecho, solamente existen dos de este tipo en toda Europa, y tan solo cinco en el conjunto del planeta.

Dichas instalaciones convierten a este municipio en referente «en el campo de la innovación y la investigación para la protección de cultivos». Lo ha dicho el consejero de Agricultura de la Junta de Andalucía, Rodrigo Sánchez Haro (PSOE), en una visita que ha realizado a ese enclave para conocer de primera mano la estación experimental agrícola.

Este recinto cuenta con 64 hectáreas y 9.000 metros cuadrados de invernadero, y sirve como centro de intercambio de conocimiento a nivel global. Las investigaciones que se llevan a cabo en este lugar se aplican a productos de interés tanto para los agricultores locales, como los globales, además de promover la colaboración constante con universidades de todo el país.

El objetivo del centro es ensayar nuevas sustancias químicas y biológicas para comprobar su efectividad como fungicida, insecticida, herbicida o soluciones que van más allá de la protección de cultivos. Estos productos protegen contra enfermedades, plagas y malas hierbas e incrementan la seguridad, la calidad y la cantidad de la cosecha, consiguiendo una agricultura más eficiente y sostenible.

Por su situación y favorable climatología, el centro de Utrera permite la realización continua de programas de experimentación agrícola durante todo el año.

El consejero, que estuvo acompañado por otros responsables políticos e institucionales, fue recibido por el director del centro BASF de Utrera, Ricardo Hugo Pavón; y por la responsable del negocio de Protección de Cultivos de la compañía en España, Silvia Cifre.

Con una población mundial en constante y rápido crecimiento, el planeta depende cada vez más de la capacidad humana de hacer agricultura de forma sostenible y de mantener sano el medio ambiente. La división de protección de cultivos de BASF trabaja con agricultores, profesionales del sector agrícola, expertos en control de plagas y otros para que esto se haga realidad. Gracias a las cooperaciones con estos profesionales, BASF tiene una amplia cartera de productos en desarrollo, un portafolio de soluciones innovadoras, así como equipos de expertos, tanto en el laboratorio como en el campo, que ayudan a sus clientes para que su negocio tenga éxito. En 2016, la división de protección de cultivos de BASF generó un volumen de negocio de 5.600 millones de euros.

El grupo BASF cuenta con aproximadamente 114.000 colaboradores que trabajan para contribuir al éxito de los clientes en casi todos los sectores y países del mundo. La cartera está organizada en cinco segmentos: productos químicos, productos de rendimiento, materiales y soluciones funcionales, soluciones agrícolas, y petróleo y gas. En 2016, BASF registró unas ventas de alrededor de 58.000 millones de euros. Las acciones de BASF cotizan en las bolsas de Frankfurt, Londres y Zúrich.

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *