La recaudación de la marcha solidaria realizada de los centros educativos utreranos ayuda a construir una escuela en India

La recaudación de la marcha solidaria realizada de los centros educativos utreranos ayuda a construir una escuela en India

El pasado mes de junio, un grupo de centros educativos de Utrera realizaron una marcha solidaria que logró conseguir unos 3.000 euros. Ese dinero se ha sumado a la recaudación obtenida por otros colectivos y personas en España, pudiendo de esta forma construir una escuela en India.

En concreto, en esa iniciativa participaron los colegios El Divino Salvador, Juan Antonio Velasco, Coca de la Piñera, Sagrado Corazón, Tierno Galván, Álvarez Quintero, Rodrigo Caro, Sagrada Familia, La Fontanilla, Al-Andalus y el instituto José María Infantes. A través de la fundación Vicente Ferrer, ese dinero se ha invertido en la localidad de Rudrampalli, situada en el distrito de Anantapur.

La construcción de la escuela y su puesta en funcionamiento es el primer paso para implementar un programa de desarrollo integral en la aldea, ya que la formación de los niños es un punto clave para su crecimiento personal, su libertad y su independencia. Y es que, a pesar de que el acceso a la educación es la base fundamental para el progreso y el desarrollo de una comunidad, una gran proporción de la población mundial no tiene la posibilidad de realizarlo.

En Andhra Pradesh (India), la Fundación Vicente Ferrer trabaja con comunidades rurales socialmente discriminadas y excluidas por el sistema de castas hindú, cuyos niños disponen de unas condiciones de vida menos favorables para el estudio que los de otras castas superiores, lo que les provoca problemas de adaptación al sistema educativo y el subsiguiente fracaso escolar.

Para estos niños, disponer de una escuela complementaria en su aldea supone poder recibir el apoyo necesario para poder seguir sus estudios en las escuelas gubernamentales, fomentando así su integración social. Esto significa poder acceder en igualdad de oportunidades a la educación y, en definitiva, la oportunidad de un futuro mejor.

En palabras del regidor utrerano, José María Villalobos (PSOE), «hay veces que me siento especialmente orgulloso de ser alcalde, y en esta ocasión no es por lo que hemos hecho desde el Ayuntamiento, sino por lo que han conseguido los niños de Utrera ya que, gracias al esfuerzo de ellos, se ha podido financiar una escuela en una zona pobre del mundo».

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *