Noche de arte en Utrera con el Potaje Gitano (GALERÍA)

Noche de arte en Utrera con el Potaje Gitano (GALERÍA)

El comienzo del verano en Utrera tiene cada año nombre propio. El del festival flamenco más antiguo de España que, coincidiendo con el último sábado de junio, se celebra en uno de los patios del centenario colegio salesiano.

Los del Río recibieron el homenaje del festival

Los del Río recibieron el homenaje del festival

Unas 1.800 personas se dieron cita en la quincuagésimo novena edición del Potaje Gitano, que quiso rendir homenaje a Antonio Romero y Rafael Ruiz, integrantes del dúo Los del Río. Los artistas nazarenos agradecieron el tributo brindado por la hermandad de los Gitanos –organizadora del evento-, e incluso se animaron a cantar sus sevillanas «Sevilla es la gloria de los cielos» y a interpretar la adaptación utrerana del «Sevilla tiene un color especial».

Pastora Galván

Pastora Galván

Pasaban de largo las tres de la madrugada cuando se vivía este especial momento del festival, en el que, tras servirse el tradicional potaje durante el descanso, pudo escucharse a un amigo de los homenajeados, Juan José López Collantes de Terán, quien intervino como mantenedor y realizó una breve glosa sobre la trayectoria del dúo musical y la relación que les une. Por su parte, el alcalde de Utrera tuvo palabras de recuerdo para el hermano mayor de la hermandad, a quien deseó su recuperación; agradeció a la cofradía su apoyo al flamenco y mostró su apuesta por el Potaje Gitano, al tiempo que reconoció la trayectoria a Los del Río, haciéndoles entrega de una imagen de la Virgen de Consolación, patrona de la ciudad. También estuvo el viceconsejero de Turismo de la Junta de Andalucía, quien puso en valor la importancia del flamenco como seña de identidad de la región. Mientras, el delegado de Cruzcampo, como es costumbre, les entregó el popular templete que sirve de símbolo a la firma cervecera.

Antonio Reyes

Antonio Reyes

El homenaje a Los del Río fue la parte institucional de un festival que arrancó sobre las 11 de la noche con un recuerdo a los recién fallecidos Manuel Molina y Curro de Utrera, por parte de la presentadora del evento, Ana Cristina Ramírez, quien recordó los inicios del Potaje Gitano y habló de la trayectoria de Antonio Romero y Rafael Ruiz.

Niña Pastori

Niña Pastori

En cuanto al cartel del certamen flamenco, comenzó con la presencia de la bailaora Pastora Galván quien, de riguroso negro, protagonizó la primera actuación acompañada por su grupo. Continuó su intervención sobre las tablas del escenario, ya de rojo, interpretando una seriguiya, mientras que la tercera parte la hizo vestida de canastera, terminando tras un desplante arrojando los zapatos al público, bailando por bulerías de Triana.

El Pele

El Pele

Desde la localidad gaditana de Chiclana llegó Antonio Reyes, con el toque de Diego Amaya. Comenzó por soleá, dedicándosela a Curro de Utrera; para seguir por seguiriyas, bulerías y fandangos, concluyendo su intervención con «La niña de fuego», mientras su mujer ponía el baile en ese instante.

Jesús Méndez

Jesús Méndez

La tercera de las actuaciones flamencas de la noche la protagonizó la Niña Pastori, que volvía a Utrera tras su presencia en 2011. La artista de San Fernando dejó pinceladas por soleá, alegrías, bulerías e interpretó una nana dedicada a su hija María, para cantar uno de los temas incluidos en su disco «Cai» y finalizar por bulerías dedicadas a Utrera y a Bernarda.

Ana Cristina Ramírez

Ana Cristina Ramírez

La segunda parte del festival se iniciaba con El Pele, que volvía al Potaje Gitano tras triunfar el pasado año. El artista cordobés comenzó su intervención cantando a Fernanda y, tras una actuación muy completa interpretando varios palos, remató con cantes de Utrera a Bernarda y Enrique Montoya, y con el «Vengo del moro» por tangos.

El cierre de la velada estuvo a cargo de Jesús Méndez, el último exponente de la saga de los Méndez, y sobrino de la Paquera de Jerez. Entre las muestras de su arte que dejó en el colegio salesiano, se le pudo escuchar cantando por soleá, y con un fin de fiesta por bulerías haciendo un guiño a la ciudad donde actuaba, culminando la noche –a eso de las 5.30 de la madrugada- con sones de Utrera y de Jerez.

Imágenes: Pepe Florido

 

 

 

 

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *