Un comienzo agridulce de la Semana Santa de Utrera (GALERÍAS Y AUDIOS)

Un comienzo agridulce de la Semana Santa de Utrera (GALERÍAS Y AUDIOS)

La marcha «Pasan los Campanilleros» puso el cierre en el interior de la parroquia de Santa María de la Mesa, ya bien pasada la una de la madrugada, a un Domingo de Ramos que dejó un sabor agridulce en los cofrades utreranos. La presencia matinal de la lluvia obligó a dejar sin procesionar al paso de misterio de la popular Borriquita, aunque la tarde-noche contempló a la Oración en el Huerto y a la Quinta Angustia.

La mañana comenzaba con una previsión meteorológica nada halagüeña. A pesar de que se esperaba que la jornada fuera mejorando, la junta de gobierno de la hermandad de la Trinidad se vio en la obligación de suspender su estación de penitencia, una decisión que se vio ratificada cuando más tarde comenzó a llover sobre Utrera.

La intención inicial era posponer una hora la salida del cortejo, planteando un recorrido modificado con respecto al anunciado. Pero apena habían pasado 30 minutos cuando se comunicaba la decisión definitiva. La adquisición de un paso de misterio hacía extremar la precaución, quedando sin salir a la calle uno de los principales estrenos de esta Semana Santa.

Los cofrades tuvieron que conformarse con verlo en el interior de la capilla trinitaria, donde lucía exornado con flores en tornos rosa y morado, con la presencia de iris, rosas, astromelias y estatis, así como esparraguera, hiedra, tulla, falsa pimienta, romero y palmito.

Ya por la tarde, las primeras miradas se fijaban en la capilla de San Bartolomé, desde donde salió el paso de misterio con la Oración en el Huerto. Perteneciente a la hermandad de Jesús Nazareno, estaba exornado con un monte de claveles rojos con lirios morados salpicados en el conjunto.

La imagen del Señor, que tras la Semana Santa vivirá la segunda fase de su restauración, vistió la túnica bordada en oro que fue restaurada el pasado año con motivo del centenario de la hechura de la imagen. Llevado por los 35 costaleros que portan dicho paso, la cofradía realizaba la primera de sus dos estaciones de penitencia, junto a la que protagonizará en la mañana del Viernes Santo.

El cierre de la jornada estaba en Santa María, con una tardía recogida de la Quinta Angustia que salió de su templo mientras la Oración en el Huerto asomaba por el porche de Santa María. Tras dejar atrás la complicada salida desde dicho templo, los miembros de la hermandad realizaron su estación de penitencia, con momentos destacados vividos en el convento de las Hermanas de la Cruz y en la calle Menéndez Pelayo. En esta última zona se vivió un momento especial en torno al paso de misterio, cuando desde un balcón de escuchó el sonido de un violín que acompañó a la artista utrerana María Moriel, que interpretó el «Ave María» de Schubert.

En cuanto al exorno floral, el del primer paso estuvo formado por rosas de Ecuador, iris, alelíes, jacintos y estatis morados; un centro de rosas rojas a los pies de la cruz; y tres rosas blancas bajo el Cristo en representación -según explicó la hermandad- de las tres últimas gotas de agua que salieron del costado del Señor. En cuanto al palio, contó con 22 variedades de flores, en tonos rosáceos y azulinos: lilium rosa, gerberas mini rosas, dendrobium, astilbe rosa, delphinium rosa, orquídeas blancas, limonium rosa, fresias, tulipanes, jacintos, lisianthus, rosas mini blancas, rosas mini rosas, bouvardia rosa, calas rosas, bouvardia blanca, rosa akito, rosa aqua, rosa vendela champán, rosa malibú, rosa geraldino, rosa princeless.

La Borriquita

Oración en el Huerto

Quinta Angustia

 

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *