El individuo y sus contextos

(A propósito del presunto asesino confeso de Diana Quer)

La sociedad se ha despachado este fin de año 2017 con el hallazgo de la desaparecida Diana Quer sin vida, presuntamente asesinada por un individuo que lleva por nombre José Enrique Abuín (apodado el Chicle).-

¿ qué sabemos de la educación recibida de un miembro de nuestra comunidad extensa?

¿Alguien sabe si asistió a escuela infantil?. .Si como cuentan que tiene la edad de 41 años, nos encontramos que nació por 1976 en pleno desarrollo de la Educación general básica, para aquel entonces el sistema de enseñanza no ofertaba plazas de educación infantil, para estas edades se ofertaba plazas de guardería .

¿Alguien sabe algo de su nivel de escolaridad?  ¿Alguien sabe algo de su rendimiento académico?

¿Alguien sabe algo de sus profesores?

¿Alguien sabe algo del desarrollo de su vida académica?

¿Y de los niveles académicos del contexto sociofamiliar?

¿Y fuera del contexto de la educación reglada o formal, qué se sabe de su desarrollo, de lo que le gustaba aprender?

¿Qué tipo de vínculos tuvo? ¿Cuáles  sus vínculos más arraigados?

¿Cómo se desarrolló su capacidad de juego en la infancia?

¿Existía ya algún indicador que nos permitiera establecer alguna relación entre el mismo y la conducta que se le imputa?

En fin muchos interrogantes que sería muy interesante responder cara a establecer algún tipo de teoría que de cobijo a la psicología de una comunidad que ha quedado en shock por las consecuencias tan terribles de un conjunto de conductas, que premeditadas o no, son inasumibles y totalmente rechazables  para cualquier contexto sociocultural  o grupo humano.

Las ciencias sociales deben de extraer valoraciones concluyentes para la situación generada para que se puedan determinar con precisión los posibles patrones en los que se cuajaron conductas tan inadmisibles.

Si del estudio de estos datos se concluye puedan existir indicadores de riesgo que hayan podido tener alguna relevancia en esta situación, habría que poner más énfasis en la intervención de estos sistemas para prevenir o canalizar situaciones como la que estamos hablando.

Y si no se encuentran indicadores en los contextos, habría que trabajar en la línea del individuo, cómo se origina en la mente un constructo mental que derive a unas conductas tan autodestructivas para uno mismo, tan secantes para la comunidad  y tan irreparables para la victima.-

En fin ahora le toca el turno a la investigación policial y a la justicia.

Pero para cuando se deja que  hable la educación?..

 

Fdo: Rafael Bermúdez Carrascoso (Orientador de Equipo de Orientación Educativa de Utrera)

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *