Una decena de estaciones de penitencia, pendientes de modificar sus itinerarios debido a las obras

Una decena de estaciones de penitencia, pendientes de modificar sus itinerarios debido a las obras

La Semana Santa de este año promete traer consigo cambios destacados en algunas de las estaciones de penitencia. Las obras que están ejecutándose actualmente, así como otras que están previstas que se inicien en próximas fechas, tienen pendientes a las hermandades de Utrera al tener que modificar sus recorridos.

En torno a una decena de procesiones podrían verse afectadas, a tenor del planteamiento de obras con el que actualmente trabaja el Consejo Local de Hermandades y Cofradías. En la última reunión celebrada en el seno de esta institución cofrade, se dio cuenta a los afectados de todos aquellos incidentes que pueden encontrarse en Semana Santa.

El presidente del Consejo, Manuel Peña, ha explicado a Utrera Digital que una de las calles que se verá afectada es Catalina de Perea, donde está plateado un proyecto de reurbanización completa, que se iniciará en próximas fechas. Teniendo en cuenta los itinerarios de 2016, dicha obra impedirá el tránsito de la Oración en el Huerto, los Aceituneros y Jesús Nazareno, así como la Trinidad, que atraviesa desde Ponce de León hacia la calle Farmacéutico Francisco Giráldez.

Una de las calles afectadas es Catalina de Perea

Una de las calles afectadas es Catalina de Perea

Las obras que actualmente se ejecutan en la glorieta Pío XII también afectarán a otras tres hermandades. En principio, está previsto que, de cara a la Semana Santa, ya esté en servicio el carril que conectará la calle Las Mujeres con la avenida San Juan Bosco. Sin embargo, desde el Ayuntamiento han comunicado al Consejo de Hermandades que permanecerá cerrado el tramo que está situado entre el centro de salud y la discoteca. Esto obligará a que la Quinta Angustia, la Oración en el Huerto y los Muchachos de Consolación tengan que plantear recorridos alternativos.

Otro de los focos de preocupación para las hermandades era la calle Virgen de Consolación, donde está desarrollándose una obra de rehabilitación de una vivienda en la esquina de dicha vía con la calle Alcalde Vicente Giráldez. Según la información que le han transmitido a Manuel Peña, la conocida como calle «Ancha» podrá ser transitada sin problema en su totalidad. En cuanto a su perpendicular, aún está pendiente de confirmar si quedará también abierta o si se mantendrá cerrada. De seguir cortada, afectaría a los Gitanos, a la Vera-Cruz y al Santo Entierro.

Así se encuentra, a día de hoy, la planificación que tiene sobre la mesa el Consejo Local de Hermandades y Cofradías, según los datos aportados por el Ayuntamiento. De esta forma, ya se les ha indicado a las entidades religiosas utreranas afectadas que establezcan sus recorridos alternativos, de cara a las estaciones de penitencia de este 2017.

Redacción

Sobre Redacción

Redacción de Utreradigital.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *